Cómo debe dormir un bebé de 4, 5, 6 y 7 meses

En el post de ¿cómo es el sueño del bebé de los 4 a los 7 meses? hemos visto que es una época muy cambiante y sobre todo conocida en el sueño infantil porque a los 4 meses integran más fases de sueño (pasando de 2 a 5 fases) haciendo que esto pueda traducirse en más despertares, más rechazo a dormir por la noche y sus siestas, etc.

¿Cómo hago para que mi bebé de 4, 5, 6 o 7 meses duerma mejor?

Para hacer que tu bebé de 4 a 7 meses pueda dormir mejor lo más importante es la observación. Sí, parece un consejo absurdo pero cuanto más conozcas a tu bebé, mejor podrás ayudarle a descansar cuando lo necesite. Los bebés se comunican con nosotros en todo momento, si sabemos leer cuándo nos indican que tienen sueño, será más fácil que se duerman rápidamente y descansen mejor evitando el sobre cansancio

Trata de captar las señales de sueño tempranas (descenso de la actividad, mirada perdida, bostezos, cejas rojas..) y cuando las hayas detectado, comienza un ritual para su siesta (con 10 minutos es suficiente). Baja las persianas, enciende el ruido orgánico, dale el pecho/biberón, ponlo en un saco para dormir y trata de ofrecerle una siesta. Importante: Es normal que en esta etapa la duración de las siestas sigan siendo un poco caóticas, pero no os preocupéis, las siestas comienzan a establecerse entre los 6-7 meses.

¿Cómo son las siestas en los bebés de 4, 5, 6  y 7 meses?

Antes de este momento, cualquier siesta entre 20 y 120 minutos es normal y reparadora. Pero el principal indicativo otra vez te lo dará tu hijo/a: ¿se ha despertado contento/a y activo/a o está irritable, lloroso e irascible?

Si está de buen humor es que la siesta le ha servido, así que ahora vuelve a ponerse a cero el contador de su ventana de sueño (que en esta etapa está entre 1,5 y 2,5 horas) ¡que no se te pase para su próxima siesta o te costará el doble dormirlo/a!A partir de los 5 meses ya podemos comenzar a establecer una rutina de sueño o un horario un poco más predecible (antes de ese momento te resultará imposible, todo es demasiado caótico así que guíate por señales de cansancio y ventanas de sueño).

Pero un bebé de 5-6 meses verás que casi siempre muestra las señales de cansancio sobre la misma hora; esto va a permitirte estructurar mejor tu día y el suyo y adelantarte al “momento siesta” para pillarlo en su momento óptimo. 

¿Cuándo comienzo una rutina de sueño con mi bebé de 4, 5, 6 o 7 meses?

Los rituales nocturnos y diurnos en esta etapa son fundamentales. Pensemos algo… para ellos, abandonar la actividad y ponerse a dormir no es fácil, además que dormir es aburrido (no pasa nada mientras dormimos – o eso creemos -). Pero como es una necesidad fisiológica básica como el comer, deben dormir cada poco tiempo. 

Y ¿cómo les ayudamos a pasar de este estado de vigilia a sueño? pues con los rituales, ahá! seguro que acertaste. Puede parecerte que no es necesario tener todo tan planificado con los bebés, pero déjame que te diga que es lo contrario (y no, no estoy hablando de estar todo el día pegadas al reloj y hacer que todo ocurra siempre en el mismo preciso momento…). Hablo de rituales, de los pasos que hacemos antes de dormir para indicarles que ha llegado ese momento y ayudarles a transicionar entre la actividad y el relax. 

Los rituales les aportan predicibilidad: cuando hacemos los mismos pasos cada día, ellos saben qué es lo que viene después y eso les aporta seguridad (tengamos en cuenta que los bebés no controlan absolutamente nada lo que ocurre en el día y estos rituales les hacen sentir que saben qué va a ocurrir haciendo que sus niveles de ansiedad bajen). 

A esta edad no te compliques con rituales súper complejos; con ir hacia el lugar de descanso, bajar las persianas, encender el ruido orgánico, cantar una canción mientras le cambiamos el pañal, le alimentamos y le ponemos el saquito puede ser suficiente. Si es el ritual pre-siesta con 10 minutos es suficiente; en la noche entre 15 y 20 minutos está bien.

Por la noche, acompaña este ritual de una luz suave (preferiblemente rojiza o amarillenta ya que la luz azul inhibe la segregación de melatonina o la hormona del sueño).

Trata además que una hora antes de acostarlo/a por la noche toda la actividad en casa vaya reduciéndose y bajen los estímulos; evita las luces intensas, los ruidos fuertes o los juegos que le estimulen de más. 

Una vez que haya acabado el ritual nocturno, apagamos la luz y a dormir. Si tu bebé se duerme solo, !perfecto¡ y si necesita ayuda (pecho, brazos, biberón…)

¿Es normal que mi bebé de 4, 5, 6 o 7 meses no se duerma solo?

Tranquila/o, es normal que tu bebé si tiene entre 4 y 7 meses no sepa dormirse solo y que no pueda dormirse si no es al pecho, con el biberón o en tus brazos. Ten en cuenta que si la situación se está haciendo insostenible para ti y tu familia, los especialistas en sueño infantil podemos ayudaros a mejorar el descanso de todos a partir de que tu bebé haya cumplido 6 meses (edad corregida). 

¿Un biberón de cereales ayuda a dormir más a los bebés de 4, 5, 6 y 7 meses?

PS: Spoiler! No, un biberón cargado de cereales no va a hacerle dormir más a tu bebé si tiene entre 4 y 7 meses de edad…(que te veo venir!), es otro mitazo del sueño infantil. Lo más habitual es que tu bebé no despierte más en este periodo porque tenga más hambre, es porque han cambiado muchas cosas en su forma de dormir como ya hemos visto y ahora le cuesta mucho más enlazar sus ciclos de sueño.

Darle un biberón bien cargadito solo puede hacer que duerma aún peor y con molestias e incomodidad. Recuerda que la OMS Y la AEP recomiendan lactancia exclusiva (solo leche) hasta los 6 meses de edad.

Recuerda que a partir de los 6 meses s i consideras que tu bebé tiene problemas con el sueño, nuestras psicólogas y sanitarias especialistas en sueño infantil podrán ayudaros a implantar rutinas y hábitos de sueño saludables. Ver aquí planes de sueño

Escrito por el personal de Sleepy kids  
Solicita una Consulta en Sleepy Kids
Irene Gonzalez Diest

Irene González diest
Especialista en Sueño Infantil